La otra casa de Buñuel en Calanda

En verdad no es una casa, sino una villa de descanso a la que se trasladaba la familia de Buñuel en épocas estivales cuando aún residían en la localidad. Se encuentra a las afueras de ese pueblo de Calanda, y a ella se llega por indómitos caminos de arena.

El edificio, aunque popularmente se conoce como Torre Buñuel, se bautizó como Villa María en honor a la madre del cineasta. Hoy de uso privado y no hay ninguna indicación para llegar a ella aunque si preguntas a los lugareños de buen agrado te dirán donde se encuentra.


El aspecto de sus dos residencias - o el simple hecho de que tuvieran una segunda residencia - dejan ver que el nivel de vida de la familia Buñuel estaba muy por encima de cualquier otro vecino del pueblo en ese momento.

Según la biografía de Ian Gibson y las palabras del propio Luis Buñuel, todos los niños esperaban emocionados a las puertas de su casa en la plaza mayor de Calanda para ver pasar la calesa con la que se trasladaban a este segundo hogar. Este mismo carruaje hoy se encuentra en el Centro Buñuel Calanda.

Vista de la entrada de Villa María
Fotografía realizada por Marta Garin Marco

De un gusto de principios de siglo, la construcción resalta entre casitas de campo o “masicos” rodeados de cultivos. En su verja aún se pueden ver testimonios de sus antiguos dueños: el nombre de Villa Maria, las siglas L. B. en referencia a Leonardo Buñuel (padre del cineasta) y la fecha 1905, año de la construcción.


Quizá fue el trabajo que costó llegar hasta ella, pero a mi parecer es un pequeño tesoro escondido que ha sido un placer encontrar.